Cuescos a la parrilla

El durazno se convirtió, gracias a María Ignacia Salazar, en la fruta perfecta. Ya ni el cuesco se bota, porque transformado en briquetas gourmet se suma a la parrilla para saborizar las carnes con especias.   

Texto, Paula Donoso Barros.

 No es novedad que el cuesco de durazno se use como combustible para calderas ya que su composición con mucha lignina y celulosa le da alto poder calórico.

Sí era novedoso presentarlo en briquetas de uso doméstico para estufas a leña, aprovechando la enorme cantidad que desecha la industria conservera.

Pero mientras María Ignacia Salazar trabajaba en ello para titularse de diseñadora industrial de la UDP, vino la ley que prohibía incluso las estufas de doble combustión.

Inmediatamente dio el giro a lo gourmet. Decidió añadir hierbas culinarias a las briquetas, para que puestas sobre el carbón al momento de asar la carne en la parrilla, esta se impregnara de los sabores.

Probó con más de veinticinco hierbas hasta decidirse por orégano, estragón, tomillo y albahaca. Definió el mejor aglomerante natural para darles consistencia.

Y descubrió, tras varios errores, que la pasta de cuesco molido y hierbas, ya moldeada, donde mejor seca es al aire libre. Lo más duro fue dar con la molienda correcta. “Usé una máquina manual y el dolor de brazo fue terrible; hasta tratamos de pasarles el auto por encima pero los cuescos son durísimos”. La solución fue la chancadora de un tío.

El examen de título fue un asado. “Era la única manera en que los profesores pudieran validarlo. Se dieron cuenta de que en la carne queda un sabor, que no es reconocible de inmediato, pero está presente”, dice María Ignacia. Con la venia de los presentes nació oficialmente Pulchén, un nombre que remite a esas cenizas muy finas que vuelan desde las brasas.

El proyecto quedó detenido por un tiempo, mientras María Ignacia (nachasalazar@hotmail.com) lanzó su línea de decoración Walala, y se dedicó a trabajar en el ámbito social, capacitando a emprendedores en imagen corporativa y en la presentación de sus trabajos.

Pero ahora, con el Mundial de Fútbol listo para encender las parrillas, está decidida a comercializarlo. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s